Alter Bridge: Barcelona-05/11/2016

mde

El pasado fin de semana el que les escribe se pegaba un bote a Barcelona para asistir a un par de conciertos Viernes y Sábado. Toca aquí describir lo visto y oído en la jornada del Sábado 05/11, en la que pude ver en directo a los norteamericanos Alter Bridge en la Sala Razzmatazz

Una jornada de Sábado que dio continuación a mi visita la noche anterior a la Sala Apolo para ver a Leprous-aunque para mi desgracia a los pobres noruegos sólo pude verles en un par de temas por motivos que no vienen al caso- y a God Is An Astronaut, dentro del ciclo de conciertos/festival que organizan los amigos de Aloud Music.

Así se presentaba la oportunidad de ver a la banda comandada por Myles Kennedy en la grande de Razzmatazz, acompañados por un par de bandas invitadas: Like A Storm y los incombustibles Living Colour. A los primeros decidí omitirlos a voluntad al no tener mucho interés en su concierto pero a los últimos no me los perdí, y vaya si mereció la pena.  Living Colour arrasaron la sala con su tremenda capacidad para incendiar a base de ese “funky-metal” con un groove imparable. Especialmente entonados consiguieron caldear el ambiente a base de temas clásicos como Cult of PersonalityDesperate People. Además se guardaron un par de versiones antes del cierre, incluyendo una gratísima sorpresa inesperada como fue la cover de In Bloom de Nirvana. Momento curioso de la noche, ya que llevaba puesta yo una camiseta de los de Seattle y para nada me imaginaba escuchar ningún tema de ellos. Sorpresas te da la vida. Tan contento quedó el personal que se le cantó cumpleaños feliz a esa bestia que es el cantante Corey Glover. Gran bolo.

 

Y tras el intenso concierto de Living Colour, llegba la hora de ver a Alter Bridge. Una sala bastante abarrotada recibió entregada los primeros acordes de The Writin on The Wall, incluida en su último e irregular disco de estudio. De ahí en adelante nos encontramos con una banda con un más que suficiente arsenal de canciones entre donde elegir y entremezclar con los temas del nuevo The Last Hero. De los hits pretéritos cayeron las imprescindibles Ghosts of Days Gone By, la vigorosa muestra de músculo que es Ties That Bind –para mí de lo mejor de la noche o Watch Over You, en versión acústica con Myles en la soledad para disfrute de una más que amplia parroquia fémina. Dejaron para antes del bis final, quizás sus dos mayores hits: Blackbird y Metalingus con todo el podería de la maquinaria rítmica y sobre todo de un Mark Tremonti que incluso fue coreado por el respetable. Un Tremonti que de sobrado que va incluso a veces da la sensación de no divertirse mucho sobre las tablas, algo que no ayuda para que no se le estigmatice como un poco sosaínas. Dicho lo cual, ahora mismo me amputaba mi mano izquierda y que me transplantasen la suya, vaya bestia a las seis cuerdas madre mía.

mde

La otra gran Rockstar, es decir el Sr. Myles Kennedy, derrochó carisma y capacidad vocal a raudales. Siempre a un nivel altísimo en sus actuaciones, además tuvo el detalle de bajar al foro a saludar varias veces a la primera fila e incluso le dio un abrazo a alguna chicuela que le había hecho una pancarta. Un tipo que como intérprete no tiene ya nada que demostrar, y que cada días más, suma a la guitarra soltándose con algún solo incluso.

 

Tras el bis, cerraron con el single del nuevo disco Show me a Leader, el cual me entró bastante mejor en directo que en la versión de estudio, y final con Isolation por todo lo alto. Si tengo que poner algún pero a su actuación, sería que se me quedaron en el tintero temas como Open Your Eyes, In Loving Memory – algo esperado por otra parte-, o algún tema favorito personal de su ABIII (2010) como Slip to The VoidI Know It Hurts. Cuando unos tíos te tocan un repertorio tan bien defendido y de 20 temas, y te queda sensación de que había más tela por cortar es señal inequívoca de que la banda en cuestión se ha labrado una discografía y status incontestable. Da la sensación que Alter Bridge se mueven en esa liga en la que casi los conciertos en salas de tamaño respetable (como Razzmatazz) se les quedan pequeños pero que aún no gozan de tantísima masa de fans como para subir un peldaño más- si bien en países como Reino Unido son capaces de meter bastante personal, en un Wembley Arena por ejemplo- dentro de la escala de aforos en conciertos. Veremos qué les depara el futuro a estos buenos hombres.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s