Informe Musical Semanal color gris plomizo

Resultado de imagen de the shape of punk to come

Llegaron las lluvias y la oscuridad otoñal. Época pintiparada para los sonidos grises plomizos y para el recogimiento y melancolía que evocan cierto tipo de músicas. En vísperas de una semana bastante abarrotada de conciertos en la ciudad condal, con una oferta desde los gigántescos YOB, pasando por el barroquismo de Here Lies Man lo bello de Spiritualized hasta la potencia sónica de los franceses Celeste. Un menú de donde filtrar y elegir lo que más interese. Mientras tanto, disfrutemos de la actualidad musical que no es poca.

Marissa Nadler: For My Crimes

Resultado de imagen de marissa nadler for my crimes

No es exactamente actualidad rabiosa el nuevo disco de Marissa Nadler, y es que el mismo salió publicado hace justo un mes. Un hecho que no impide que pase por estas líneas por merecimiento y por idoneidad con la época en la que estamos. En For My Crimes nos reecontramos con la voz aterciopelada y el folk habitual de erizar el vello de la compositora de la Costa Este norteamericana. Álbum cortito el que entrega Marissa, desgranando once cortes en apenas poco más de media hora. Ya habíamos avisado en los habituales repasos de las bondades que esperaban en este disco, y por partida doble, y es que la voz de Marissa son de esas que cautivan y hechizan de inmediato. El arranque del disco con el tema homónimo es inmenso con unos arreglos perfectamente insertados en el habitual tono nostálgico de la guitarra acústica. La tensión imperante en la dupla Blue Vapor e Interlocking conforman en la parte central del tracklist mis dos momentos favoritos de toda la obra. La última de las citadas a buen seguro estará en la selección de mejores canciones de final de año de un servidor. En Dream Dream Big in the Sky es inevitable pensar en Angel Olsen. Flame Thrower y su delicadeza también marca otro de los hitos reseñables del trabajo. Un disco que a pesar de pecar de algo lineal en la propuesta global sí que acierta en una duración que no amodorra y eso es algo que se valora cuando del folk más intimista hablamos. Unas atmósferas oscuras que son miel sobre hojuelas con esta meteorología.

 

SUMAC: Love In Shadow

Resultado de imagen de sumac love in shadow

Otro disco que ya lleva varias semanas publicados es Love In Shadow, nueva obra de SUMAC. Un Aaron Turner que hace bien poquito nos dejó con la miel en los labios con su actuación con los rebautizados como Celestial aka ISIS con motivo benéfico y la figura de Caleb Scofield de fondo. Sin embargo, toca hablar aquí de SUMAC y un disco que es de lo más completo oido dentro del metal, en global, de todo el año. Cuatro temas que dan muchísimo de sí. Una experiencia de adentrarse en paisajes no visitados hasta ahora por el genio barbota. Experimental obra como pocas de las que me he cruzado y con un carácter siempre rompedor en cuantro a deconstruir los paradigmas y clichés de post-metal, doom y sludge. La apertura con The Task muestra desde el primer segundo muchas de las facetas por las que discurre el disco. Inicio frenético y abrasivo apoyados en los guturales de Turner y posterior evolución hacia un tempo mucho más lento y doomy durante todo el eje central de la canción. Cuando parece que ya no tienen más que ofrecer sorprenden con cierta experimentación y punteos inclasificables para desembocar en un pasaje amparado por unos teclados que retrotraen a ISIS.   Attis´Blade es una maravilla que conjuga como máxima expresión la libertad creativa de un Turner desatado durante varios minutos de cuasi jam con su guitarra. Una telaraña tejida al milímetro. Un disco que creo que volará por debajo del radar de mucha peña metalera, y que ciertamente creo que tiene más profundidad que algunos  que entre cierto entorno se está venerando, véase el de Thou por ejemplo.

 

 

Varios lanzamientos: Haken, The Wizards y Daughters

Y como la actualidad ma acaba atropellando y no consigo llegar a todo, aún no he tenido el suficiente tiempo para dedicar a tres nuevas obras publicadas oficialmente este pasado Viernes 26 de Octubre.

En primer lugar los fans del metal progresivo están de enhorabuena por el lanzamiento de Vector, quinto disco ya de la formación inglesa Haken. Una banda con la que nunca termino de hacer el click definitivo pero a la que siempre sigo desde cierta corta distancia. Por la rápida escucha parece que se vuelve a acentuar su acercamiento al estilo operístico de Leprous, sobre todo en el tratamiento de la voz de Ross Jennings. Un conjunto de canciones con cierto poso más rock que metal como en amplios pasajes de The Good Doctor, Puzzle Box o Host en los que el nombre de Soen también se me pasa por la cabeza. Instrumental denso y técnico como cabe esperar y con detalles aún por asimilar.

 

Rise of the Serpent es la nueva obra de los vascos The Wizards. Continuación de un Full Moon In Scorpio que los puso en órbita. Riffacos y sabor añejo de solos de guitarra a cascoporro. Los amantes del hard-rock más clásico lo disfrutarán. Por cierto, esta próxima semana pasan por la Rocksound en Barcelona el 02/11, mismo día que también tocan bien cerca Celeste en la sala VOL.

 

El rarunismo inclasificable de Daughters tiene continuación con You Won´t Get What You Want. Una majadería que necesita uno coger con ganas y tiempo para procesar.

 

Beach House: Alien

Resultado de imagen de beach house band

Tema por sorpresa de Beach House, titulado Alien se trata de unas canciones que no pasó el corte para el magnífico 7. Ua canción en la que Victoria y Alex Scally ahondan en esa vena dreamy-shoegazer obteniendo un resultado excelente. No me hubiese importado lo más mínimo que hubiese formado parte del citado disco ni que fuese en detrimento de alguno de los momentos más débiles como L’Inconnue.

 

 

The Ocean: Cambrian II:Eternal Recurrence

Resultado de imagen de the ocean band

Y otros que siguen poniéndonos las orejas tiesas hasta la publicación de su nueva obra son los alemanes The Ocean. Otro tema compartido, otra bestialidad. La semana que viene podremos difutar del disco al completo, pero el regreso de estos cracks tiene un pinta que no es ni medio normal.

 

 

Chrome Waves: Burdened

Resultado de imagen de chrome waves indiana

La sorpresa de la semana en forma de descubrimiento viene de la mano de Chrome Waves. Poco o nada me decía este nombre y resulta que se trata de una formación norteamericana con tan solo un disco en su haber – y data de 2012- que conjugan eso que se ha venido a denominar black-metal atmosférico. Con un peso intrínseco de las atmósferas muy importante sobre el conjunto, la banda se presenta con Burdened y capta toda mi atención desde la primera escucha. Producción muy primaria pero con una intensidad emocional altísima. Desde ya a perseguir a este trío que puede resultar en uno de los más fascinantes hallazgos que haya hecho últimamente. En su primera obra sonaban incluso más crudos por lo que su evolución me intriga bastante.

 

 

Bonus Tracks: aniversarios Young Team y The Shape of Punk To Come

Ayer día 27 de Octubre se conmemoraron 21 años de la salida del debut de Mogwai y dos décadas justas del lanzamiento del influyente y reverenciado The Shape Of Punk To Come de los suecos Refused.

En el caso de los debuts de los escoceses poco más que añadir a una obra que sin ser la precursora del género, sí que supuso una piedra angular del mismo en su momento. Algunos lo recordarán por el disco que albergaba aquella pieza de infinito poder que es Mogwai Fear Satan y sin embargo revisitarlo es econtrarse con unos Mogwai en pleno estado de gracia. La explosión final de Yes! I Am A Long Way From Home, Katrien y la tensión del spoken de fondo, la delicadeza aparente de Summer (Priority Version) y su clímax rugoso al cierre o el estallido estruendoso de Like Herod.

 

De la importancia subrayada e influencia del The Shape Of Punk To Come se ha comentado mucho, y de hecho se sigue argumentado a favor y en contra sobre el mismo tema como han hecho en Stereogum estos días. El discurso político y el frenesí enlatado de todo lo que contenía el disco a mí me ganó para los restos hace ya una pila de años. Visto en retrospectiva no creo que vaya a cambiar de opinión, para mí es uno de los 5-10 discos que más me han influido en cuanto a abrirme la cocorota y mirar hacia a otros géneros musicales que apenas alcanzaba a vislumbrar en aquel tiempo. Pocas cosas más intensas que The Deadly Rhythm. Esa batería, por favor…

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s