Informe Musical Semanal con los petardos de fondo

Image result for chelsea wolfe

Ya sé que hoy no es Domingo, pero para servidor y para todo aquel que viva en una de las ciudades de la costa mediterránea donde se celebra hoy San Juan pues casi. Es por ello que hemos procrastinado hasta hoy para lanzar este repaso musical de la semana intensa que concluyó ayer, dado que hemos estado inmersos en otros menesteres relacionados con el ocio en la ciudad condal en las últimas horas. Obviamente todo amenizado por la insufrible y ensordecedora sinfonía de petardos. Sí, esos artefactos pirotécnicos que explotan una vez son lanzados por  esos seres humanos de bien que deciden que toca invertir dinerito para hacer acopio de bombetas de todo tipo y forma. Y oigan, que me da a mí que con lo que se gasta el ciudadano medio de la zona mediterránea “petardera” se puede uno accarrear para casa un jamoncito ibérico decente. En fin, que no quiero ser yo de esos que saca la lupita y empieza a criticar tradiciones y costrumbres ajenas -algo por otra parte muy habitual en según qué casos con curiosas contradicciones por parte de quienes infieren las críticas- pero simplemente aunque sea desde la óptica del bienestar, salud y seguridad de la comunidad, toca reflexionar si se trata de una costumbre cuerda el salir familia al completo a las calles, plaza o parque del barrio a dilapidar dinero en pirotecnia con el riesgo implícito que conlleva. Y si no me creen a mí al menos lean las cifras de personal atendido en Cataluña y piensen si esta tradición no conlleva más riesgos que otras tantas tildadas de más barbaras habitualmente que existen por la viña del señor. Bueno, vayamos al turrón.

 

Baroness: Gold & Grey

Image result for gold and grey baroness

Horrores me ha costado enfrentarme al nuevo trabajo discográfico de Baroness. Nunca parecía que fuese buen momento para centrarme y oír de tirón Gold & Grey. Las razones son claras, Gold & Grey es excesivo en cortes, que no tanto en duración, y su producción y sonido echan para atrás una cosa mala. El sonido más que crudo parece por momentos de aquellos tiempos de descargas ilegales de discos en calidad 128 kbps. A ver, entiendo que además como ejercicio de estilo nuevamente nos encontramos con otro volantazo por parte del capitán y único miembro fundador de la banda, John Baizley, llegando a alcanzar cotas de riesgos en cuanto a llevar su propuesta a otras sonoridades incluso más agudas que las de el disco Yellow & Green que ya en su momento también levantó cejas. De los Baroness más incisivos de la etapa previa al fatídico accidente que les cambió la carrera a la banda prácticamente no queda ningún vestigio. El arranque con Front Toward Enemy, la inaudible Seasons y Broken Halo intenta buscar esa senda más galopante de guitarras dobladas quedándose a medio camino. Las intentonas proggies de Throw Me an Anchor-con su pulso también rápido podría ser lo más parecido a un hitazo coreable tan de su cosecha previa-Borderlines y la “marsvoltiana” Pale Sun de estar mejor mezcladas me da que podrían catalogarse dentro del apartado de los momentos brillantes de la obra. Sin embargo hay mucha paja y en el apartado más intimista en el que podríamos encuadrar temas como I´d do Anything y Emmett-Radiating Light todo queda resumido en demasiado inane para una banda que casi siempre se ha caracteriado por su músculo. De la tanda de temas reposados el único momento sobresaliente es el aportado por Cold-Blooded Angels con sus arpegios y la fantástica comunión entre la voz de Baizley y de una Gina Gleason que ha ganado muchísimo peso en las composiciones. ¿Es el pero de Baroness? Muy posiblemente sea así. Sin ser un disco en cuanto a profundidad de las composiciones y propuesta absolutamente malo el resultado es por momentos catastrófico por una enmarañada producción que desvitúa, cuando no directamente oculta, algún que otro momento disfrutable. Dave Fridmann y su equipo se han cubierto de gloria con este trabajo en el estudio pero Baizley debería empezar a pensar que le va mejor cuando se centra y pone la directa al estilo del anterior Purple también.

 

Pelican: Nighttime Stories

Image result for pelican nighttime stories

El retorno de Pelican sí que ha estado a la altura. Desde 2013 que no teníamos un trabajo de larga duración de estudio de la banda de Illinois. Y en un 2019 que parece querer reverdecer el post-metal en virtud de los múltiples nombres insignes publicando nuevos trabajos-recordemos que Cult of Luna también saca disco este año- nos topamos con un trabajo sólido, vigoroso y conciso. Nada sobra ni falta, 8 canciones para llegar a los 3 cuartos de horita y con todas las virtudes de la banda presentes en imponentes temas como Midgnight and Mescaline, la árida y abrasiva Cold Hope con unos riffs casi sacados del stoner de Sleep -sensación por cierto que se repite de forma acrecentada en el pasaje central de Arteries of Blacktop– y en la de ascendencia más progresiva y expansiva Full Moon, Black Water. Los defectos citados del disco de Baroness precisamente a la inversa, concisión, ir al grano y una producción que ayuda dando su espacio a la sección rítmica y otorgando protagonismo cuando toca a las guitarras de Trevor de Brauw y Dallas Thomas. En los ochos minutazos al cierre de Full Moon, Black Water tenemos unos Pelican que cocinan una tremenda ensalada de riffacos gruesos, acoples y líneas dobladas que a buen seguro van a armar buen jolgorio en su próxima visita a Barcelona dentro del AMFest. La outro del tema en cuestión la hubiese firmado los últimos Deafheaven del Ordinary Corrupt Human Love por cierto. Disco intenso de un pilar inquebrantable del sonido durante la década pasada que regresa en una forma envidiable. Nos relamemos de pensar en cómo trasladarán al directo los nuevos temas. En Octubre os lo contaremos.

 

Chelsea Wolfe: The Mother Road

Image result for chelsea wolfe new album 2019

Chelsea Wolfe es una de mis artistas favoritas. Así en global sin caer en cuotismos ni descripciones con adjetivos de femenino ni esas hostias que tanto gustan ahora a algunos para vender motos y humo. Que digo yo que ya estaría bien que puestos a “apostar” por artistas femeninas, cierto festival de renombre la incluyese en su line-up y es que la artista de Sacramento lleva embelesando con cada disco ya desde hace varios años. Su Hiss Spun fue uno de los mejores discos hace dos años y ahora ya nos ha anunciado que para Septiembre tendremos continuación con un disco que se llamará Birth of Violence. El adelanto que ya ha compartido la artista y su sello Sargent House es una auténtica delicia que nos teletransporta en los primeros compases a la Chelsea Wolfe de pellizco acústico de Hypnos y luego se eleva con un millar de matices y capas más cercano a lo oído en 2017. The Mother Road es tan absolutamente hipnótico como casi todo lo que hace la magnética artista. No sé cuántas veces habré oído el tema de marras esta semana pero tengo claro que el próximo 13 de Septiembre tendremos regalo en forma del sexto disco de la compositora norteamericana que en esta década se está construyendo una de las carreras más alabables dentro de los universos paralelos del rock, metal y folk. Muy jefa.

 

Michael Kiwanuka: Money

Image result for michael kiwanuka

Otro compositor joven con talento que regresa es el bueno de Michael Kiwanuka. Lo hace con un single firmado a medias con Tom Misch en el que oimos la versión del inglés más descaradamente funky-bailonga. Su inconfundible timbre de voz está presente arropado por esa línea de bajo tan similar a aquella horteruna Que Idea y que globalmente no sabe uno si tomarse como relevante de lo que deba estar por venir en la por ahora brillante carrera del cantautor. El tono revival casi hace pensar en que las hombreras están de vuelta, alejándose bastante de la versión mas intimista y bluesy de Michael.

 

Angel Olsen: True Blue (Mark Ronson)

Image result for angel olsen

Otra querida de esta casa, Angel Olsen, ha participado en una colaboración con el reputado y afamado productor Mark Ronson poniendo voz a un tema. Su cautivadora voz está presente en un medio tiempo con cierto regustillo ochentas. Es café para muy cafeteros, pero bueno siempre está bien oir la voz de la de Missouri.

 

Tropical Fuck Storm: Paradise

Image result for tropical fuck storm

En Australia no están para perder el tiempo y es que no sólo son los King Gizzard los que llevan un ritmo brutal de publicaciones sino que se suben al carro Tropical Fuck Storm que tras un disco de debut tan brutal y visceral ya tienen fecha de continuación para el segundo largo. Con el tema de adelanto Paradise anuncian BRAINDROPS  para el 23 de Agosto. Recordad además que la banda de Liddiard que nos ha visitado este finde dentro del Azkena regresará en Noviembre por nuestra geografía para presentar las nuevas canciones. Paradise como canción es aún más WTF? que ejercicios del disco anterior como Chameleon Paint. Pura locura y frenesí en base a unas guitarras histriónicas que con su incursión en el noise siguen empaquetando una de las propuestas más frescas que tenemos de cuantas bandas pueblan el ecosistema de grupos alternativos de guitarras. Libres como el viento.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s